Ir al contenido principal

cosquillitas, cosquillitas.

cosquillitas siento en la panza cuando voy a la plaza.
ahora los sabados llevo a las chicas a la plaza y no hay playstation que reemplace unas hamacas y unas amigitas para jugar.
el sol, la tierra, el pastito, el ruido de las hamacas.
la sensacion en la panza cuando vas para adelante en la hamaca y volver para atras y luego de vuelta tomar mas envion.
deslizarse por el tobogan lo mas rapido posible, esperar el turno para volver a tirarse.
colgarse del trepador y llegar hasta el otro lado.

todo es gratis y pienso: - ¿porque solamente el sabado?
entonces me acuerdo del capitalismo y del trabajo y puteo bajito asi las chicas no me escuchan.

es simple. mejor dicho, yo soy simple.
me alcanza para ser feliz empujar la hamaca de victoria y ver como lourdes se hamaca sola con intenciones de llegar hasta el cielo.
saber que para mi sobrina paloma soy el tio que le hace cosquillas y la lleva a la plaza.

por ahora me alegra saber que para ellas la plaza es juego nada más.

para mi es tambien el banquito en el lado oscuro para dar primeros besos. la plaza tambien es esa tarde que encontramos el amor. es una mateada para no olvidar con los amigos.


la plaza con sus hamacas y sus besos me da cosquillitas.

Comentarios

Ana ha dicho que…
Una lástima que se haya perdido el paseo por la plaza...
Caperucita ha dicho que…
A mi siempre me gustaron los columpios.
Si pudiera tener una casa de campo en vez de ciudad, seria lo primero que pondria, un columpio.
Besos.
María Gabriela Costigliolo ha dicho que…
que bello relato amigo.. que lindo , viste como no decis cosas inutiles ni que se lleva el viento?, me hiciste acordar a cuando era chica y mi mamà llegaba del trabajo reventada de cansancio y rutina y nos empujaba horas en la plaza.. pero horas!!! Un beso
Aguabella ha dicho que…
LUCAS IGNACIO

la plaza es el parque?
supongo que si, estar en el parque disfrutando como los niños juegan y se tiran por los toboganes, se columpian, se llenan de tierra...
y vigilan para ver que estas cerquita de ellos, me encanta este momento.

Disfrutalo.

Un beso
angelica ha dicho que…
ami los columpios me parecen maravillosos por la infancia siempre hay algo bueno que contar de ellos pero ami personalmente me producen mucho mareo y siempre que me montaba en uno de ellos era como si me hubiera tomado una botella de licor,jejejjeje que fatiga pero en si el momento es maravilloso el pasear por la plaza, chuparse una crema
y pasar un rato agradable
bonito el reencuentro
una abrazo lucas.....
Karmakiller ha dicho que…
la sencillez es la mas compleja de las situaciones.
Pues despierta las emociones mas importantes.
Y existenciales.

que bueno man, yo disfruto mucho de la naturaleza y las risas también.

Menos mal que no tenemos play.
Un beso!
Las Cosas De Lua ha dicho que…
Las cosas más sencillas siempre resultan las mejores .

Disfrutar de vuestros paseos por la plaza muchos años .

Un beso amigo .
Franco: Bardo Verde ha dicho que…
es lo mas! para mi la plaza tb son mis amigos los sabados dps del partido, una sweety y criollitos =P

suert che!!! pasala bien y segui disfrutando de las pequeñas cosas
lucas ignacio ha dicho que…
a todos:
ojala algun dia nos podamos encontrar en una plaza.

gracias por pasar.
Filomena Lonetti ha dicho que…
Hola Lucas,te escribe Roxana,me gustó tu blog.Te invito a que conozcas mi blog es dedicado a homenajear a mis antepasados y familiares podés dejar un comentario.Mi blog es:
http://filomenalaespadadeltriunfo.blogspot.com/
Filomena Lonetti es mi bisabuela
Me despido que tengas un hermoso día.Roxana Miriam González de la Ciudad de Rosario
Luna ha dicho que…
Hace poco pasé por la plaza de mi infancia y me sentí invadida por los recuerdos y las sensaciones. Parece que muchos momentos felices la tuvieron como escenario.
Saludos!
Alatriste ha dicho que…
Lo que cuentas no tiene nada de simple, amigo.
Profundizar y quedarnos con lo que nos hace feliz, es señal de inteligencia. Así que disfruta de tus cosquillitas y de tu plaza.
No temas, tu mujer ya tiene un hombre maravilloso a su lado. Je, je, je.
Un abrazo y gracias por estar ahí.
mamapi ha dicho que…
Yo he cambiado mi lugar de residencia, de una gran ciudad como es barcelona, por un pueblo llamado breda, que esta al pie del Montseny...y voy a colocar columpios para mis nietecitos...y porque no? tambien para columpiarme yo de vez encuando y recuperar la infancia perdida. Y de simple nada tienes una gran capacidad para amar... eso se nota a la legua..
Un abrazo

Entradas populares de este blog

El señor Bernal

En una camioneta F-100 viene el comisionista que llamé.
Se llama Lucas justo como yo y tiene 79 años.
Si, 79 años y trabaja como si tuviera 20.
Desde hace un tiempo, a las personas mayores que me aventajan unos 30 años de experiencia en la vida se me da por preguntarle que les parece importante o valioso en la vida.
La mayoría resalta la familia y la salud como lo más importante.
Por supuesto que no es un descubrimiento, pero pasa que a mi edad las urgencias económicas y otras cuestiones nos empiezan a acaparar.
Todavía creo en la sabiduría del anciano.
Me siento una rareza en este mundo que glorifica lo juvenil y que nos invita a vivir en una adolescencia perpetua.

3 pares de medias 50 pé

Nuevamente Fernando se queda sin changas.
Revoleando un balde de mezcla en una loza, le tiró el hombro y no aguantó el dolor.
Quiso seguir trabajando pero con el brazo derecho sin fuerza no puede.
Sandro que siempre lo llamaba lo bancó todo lo que pudo, pero el dueño de la casa en obras al ver un tipo trabajando a media maquina no lo perdonó.
Un viernes después del faldeado Sandro vino a darle la noticia que presagiaba: a partir del lunes tenía que ganarse el plato de comida por otro lado.
Ese fin de semana tuvo un humor de perros y no le quiso decir nada a Laura. Fue a jugar al fútbol como todos los sábados para quitarse la mufa. Mientras tomaba el vino con coca después del partido le comentó a Raúl su preocupación de no poder seguir trabajando de peón de albañil.
Le contó que ya estaba aprendiendo y que apenas tuviera las herramientas iba a empezar a hacer trabajos chicos solo. También le contó que desde hacia tres semanas que tenía una molestia en el hombro cuando hacía fuerza. Cre…

Fernando - 1ª parte

Apenas empezaba el año y ya tenia varias chupinas. para que iba a entrar a clases si nunca estudiaba porque sus viejos no tenian plata para los libros y los profes lo subestimaban por villero.
Sentado en la plaza veia como las sombras cambiaban de lugar y el mundo funcionaba: los autos pasaban apurados, los pajaritos cantaban y las viejas iban de compras a la verduleria.
El sol se reflejó en las mostacillas de ese monedero que llevaba la anciana en la mano, el mismo brillo de idea que se pudo ver en los ojos de Fernando. Esa mañana apenas habia tomado una taza de matecocido y un bollo de pan de ayer medio duro. El ruido en la panza lo decidió. Como quien no quiere la cosa se levantó del banco de la plaza y cruzó la calle sin mirar a los costados, pasó al lado de una señora mirando al costado con simulada indiferencia, respiró hondo para tomar coraje y de un tirón se apropió del monedero. Sin mirar atrás corrió varias cuadras hasta quedar sin aliento. En el escape apenas escucho de le…